El Musée cantonal des Beaux-Arts de Lausanne ofrece una nueva perspectiva sobre el papel de los artistas vieneses en la génesis del arte moderno con Under the Skin, una exposición que agrupa más de 170 pinturas, dibujos, esculturas y objetos creados en la capital austriaca entre 1897 (cuando se fundó la Secesión de Viena) y 1918 (año en que se derrumbó el Imperio austrohúngaro).

Como indica el nombre de la exposición, el recorrido configurado por los comisarios Catherine Lepdor y Camille Lévêque-Claudet traza el surgimiento de una nueva sensibilidad expresada por prácticas artísticas obsesionadas con la piel. Así, mediante la obra de grandes como Gustav Klimt, Egon Schiele u Oscar Kokoschka, el público podrá descubrir la manera en que los modernistas vieneses redefinieron las conexiones entre los humanos y el mundo, los objetos cotidianos y su entorno, las calles y sus edificios…a través de la expresión corpórea.

La exposición está organizada en seis secciones: Blank Skins (que trata la lucha contra el academicismo y el retorno a la verdad del cuerpo desnudo), Colourful skins (un apartado que analiza el juego de músculos y articulaciones ligadas a la expresión de las emociones), Under the skin (un examen en profundidad de las capas subyacentes de la carne), About the skin (que reflexiona sobre la relación entre el cuerpo y el cosmos), The skin as a space (que valora la piel como un nuevo espacio de proyección artística) y Comfortable in your own skin (que trata la reforma del entorno con el fin de adaptarlo a las necesidades del hombre moderno).

(Under the Skin, en el Musée cantonal des Beaux-Arts, Lausanne. Del 14 de febrero al 25 de mayo de 2020)