El Musée Jacquemart André de París ha organizado, en colaboración con la Tate, una gran retrospectiva sobre la obra de Joseph Mallord William Turner, el mayor representante de la edad de oro de la acuarela inglesa, experimentó los efectos de la luz y la transparencia en los paisajes ingleses y en las lagunas venecianas. Para esta exposición, el museo parisino se ha servido de préstamos de la Tate Birtain de Londres, que cuentan con la mayor colección de obras de Turner del mundo. La muestra, bajo el título Turner. Paintings and watercolours from the Tate, podrá verse hasta el 11 de enero de 2021 y acoge sesenta acuarelas y diez óleos del artista, algunos de ellos nunca expuestos en Francia. 

Esta muestra retrata al Turner más joven, que tuvo unos comienzos relativamente humildes y que aprendió a dibujar por sí mismo; viajero insaciable, se fue liberando poco a poco de las convenciones del género pictórico y desarrolló su propia técnica.
En orden cronológico se permite descubrir todas las fases de su evolución artística: desde sus obras de juventud -que atestiguan un cierto realismo topográfico- hasta sus obras de madurez, más radicales y logradas, como fascinantes experimentos con la luz y el color.

(Turner. Paintings and watercolours from the Tate en Musée Jacquemart André, París. Desde el 26 de mayo de 2020 hasta el 11 de enero de 2021)