Este 11 de septiembre la Tate Britain inaugura la retrospectiva dedicada a la obra de William Blake, que podrá verse hasta el 2 de febrero de 2020 y que acoge más de 300 trabajos. Blake, pintor, grabador y poeta británico, creó algunas de las imágenes más emblemáticas de la historia del arte británico y ha sido una figura clave en la inspiración de diversos artistas, músicos, escritores e intérpretes de todo el mundo durante más de dos siglos. En su obra se reflejan sus luchas personales en un periodo de terror y opresión política, su innovación técnica, su visión y compromiso político. El universo de Blake refleja un mundo de fantasía poblado por dioses y demonios inventados, a veces basado en la mitología y otras en figuras reales, que aborda temas como el amor libre, la revolución y el lugar que la imaginación juega en la vida diaria.

En la exposición, además, se hará una recreación inmersiva de la pequeña habitación en la que Blake mostró su arte en 1809, para experimentar así el impacto que tuvieras estas piezas cuando se mostraron al público por primera vez. Por otro lado, en otra de las salas se mostrarán las obras de Blake a gran escala a través del proceso digital. La muestra que acoge la Tate Britain es la mayor retrospectiva realizada sobre William Blake en 20 años.

(William Blake en Tate Britain, Londres. Desde el 11 de septiembre hasta el 2 de febrero de 2020)