Bombas Gens acoge desde el 16 de mayo hasta el 10 de octubre la exposición dedicada a Nicolás Ortigosa con una compilación de obras realizadas por el artista entre 2002 y 2018 y mostrando distintos aspectos de su trayectoria artística. La exposición parte de la serie Divina Comedia (perteneciente de la Colección Per Amor a l’Art) en la que Ortigosa hace una interpretación de la obra de Dante Alighieri, también dividida en tres partes: Infierno, Purgatorio y Paraíso. Esta serie está compuesta por 89 dibujos y grabados que plasman la recapitulación de imágenes mentales sugeridas a raíz de la lectura de la obra.

En la exposición, además, también se incluyen trabajos representativos del artista, como una muestra de sus dibujos y grabados más actuales, todos de distintos tamaños y que realizó entre 2015 y 2018. Estas piezas permiten observar cómo el dibujo de Ortigosa muestra la obsesiva manera de trazar las líneas que recuerdan a Hans Hartung o a cómo Zoran Music llegó a tocar fondo al mostrar que El Aquelarre de Goya también podía ser de Dachau.

Por otra parte, en la exposición se presenta por primera vez una selección de Cuadros tapados, en la que el artista cubrió con óleo negro toda su producción sobre lienzo. Más de 100 piezas que se han convertido en una sola obra que obliga al público a imaginar su pintura anterior.

(Nicolás Ortigosa en Bombas Gens, Valencia. Desde el 16 de mayo hasta el 10 de octubre de 2019)