Carlos Pérez Siquier, fotógrafo clave para la historia de la fotografía española, ha fallecido a los 90 años de edad. Pérez Siquier, fundador del Grupo AFAL, obtuvo el Premio Nacional de Fotografía en 2003 y la Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes en 2018, además de otros muchos reconocimientos a su prolífica carrera. Nacido en Almería en 1930, empezó a interesarse por la fotografía a partir de su padre, que tenía un pequeño estudio de aficionado en casa, y de ahí a los descubrimientos que hacía en revistas como Cine-Photo Magazine. A los veinte años ya habría completado su formación en fotografía por la Escuela de Arte de Almería. Al emprender su carrera como fotógrafo, Pérez Siquier decidió orientar su trabajo hacia su propia ciudad, encontrando en el barrio marginal La Chanca su primer entorno a fotografiar. De esta forma, inicia una serie de imágenes de los habitantes del barrio, a los que retrata de una forma que se ha considerado crítica, ya que vemos un espíritu de denuncia de la situación de vulnerabilidad social que vivían aquellas personas.

En 1956 dirige junto a José María Artero García Grupo AFAL, una revista de fotografía y cine que mantenía una línea editorial abierta e independiente, mostrando la obra de jóvenes talentos de entonces como Joan Colom, Leopoldo Pomés, Oriol Maspons o Ramón Masats. Con el desarrollismo llegó el color a la producción de Pérez Siquier, todo un reflejo de las transformaciones visuales que vivió España por aquel entonces. Como fotógrafo de las campañas de promoción del Ministerio de Información y Turismo, produjo una serie de imágenes de las playas españolas con saturados colores admiradas por, entre otros, Martin Parr, que tiempo después visitaría la costa mediterránea con un estilo visual similar. De sus representaciones monocromas de los barrios marginales al vibrante colorido de sus playas, el trabajo de Carlos Pérez Siquier ha destacado siempre por ofrecer una mirada verdadera y muy característica de la historia de España.