La Diputación de Huesca presenta una nueva entrega de su programa expositivo VISIONA/HU: la exposición Imaginarios colectivos: la construcción de la imagen turística, comisariada por Pedro Vicente. Desde sus comienzos, la modernidad se ha basado en una hegemonía de la visión, en la que el pensamiento y la cultura occidentales han estado dominados por un paradigma de conocimiento, ética y poder centrados en la mirada. El poder y discurso de la mirada, la relación entre el que mira y lo mirado, o la capacidad y autoridad de mirar del que mira, se prestan a la crítica social en las relaciones entre uno mismo y con el otro. Visión y mirada acaban por reducir todo a una imagen idealizada que pocas veces se corresponde con la realidad, ya que se basa en una construcción subjetiva. El turismo, y el uso que este ha hecho de la fotografía, podrían entenderse como una cristalización de esta hegemonía de la visión.

Dentro del programa VISIONA/HU, la exposición Imaginarios colectivos: la construcción de la imagen turística se aproxima a la importancia que el uso de la imagen tiene para la promoción turística, la construcción de imaginarios colectivos, la significancia en esa construcción subjetiva del poder de la mirada, la transcendencia de la representación del turista y la transformación de los destinos turísticos a través de esa representación. Exposición y publicación muestran los trabajos de los artistas Perejaume, Oriol Vilanova, Corinne Vionnet, Sascha Pohle, Albert Gusi, Lucien Briet y Eduardo Nave, cuyas obras dialogan con diferentes materiales promocionales turísticos y de archivo como las colecciones de fotografía estereoscópica El Turismo Práctico y Rellev, una serie de anuncios realizados por Kodak llamados Coloramas, carteles turísticos del CDTE que fueron usados para promocionar España con imágenes de Huesca o la colección de postales “Same Sky Postcards”.

imaginarios_1

James Brouwer, Same Sky Postcards

La mirada del turista, y por lo tanto, el poder de representación de la imagen y sus efectos y afectos en lo representado, y en nosotros mismos, son los ejes temáticos de Imaginarios colectivos: la construcción de la imagen turística. La exposición y la publicación que la acompaña, cuestiona la importancia del uso de la imagen en la representación turística a lo largo de la historia, junto con los imaginarios generados y asumidos desde esos sistemas representacionales colectivos. La fotografía turística nos da razones, evidencias y certificados con los que soñar, nos transporta desde el compromiso de la imagen a lugares que parecen existir, transformando el mundo en un espectáculo.

Estas imágenes no son otra cosa que promesas de lo que nos encontraremos en el pasado de la imagen. El turista viaja para poder decir que ha estado allí, en el destino que ya había visitado desde la imagen, y para certificarlo en forma de una nueva imagen. La fotografía fue un producto de la realidad, pero nunca la certificó, es nuestra propia y subjetiva mirada quien debe hacerlo, y no miradas previas falsamente objetivizadas. Debemos quizás deshacernos de nuestras guías de viaje, abandonar la naturaleza certificadora de la fotografía turística, reivindicar su capacidad de descubrir, y reconsiderar cómo miramos a lo que ya conocemos, y lo que conocemos sobre lo que miramos.

(Imaginarios colectivos: la construcción de la imagen turística, en Sala de exposiciones Diputación de Huesca. Del 25 de febrero al 15 de mayo de 2022)