El vestíbulo del Auditorio del Centro Niemeyer acoge hasta el 23 de junio identidad e intimidad, una exposición del fotógrafo gijonés Germán Gómez que se enmarca dentro de la programación complementaria del IV Festival de Cine LGBTIQ del centro. Comisariada por Rosa Olivares, la muestra reúne las series de Gómez Fichados-Tatuados (2005) y Retratos (2018) en las que, según Olivares «se nos habla de identidad, de la suya, pero también de la identidad de todo un grupo social, de lo individual y de lo colectivo».

Germán Gómez trata, a través de esta exposición, de mostrar su intimidad ofreciendo un relato autobiográfico mediante la fotografía y el dibujo. En la serie Fichados-Tatuados, el autor emplea la piel de cincuenta hombres, cincuenta modelos y amigos que se prestaron a que Germán usara su propio cuerpo como un lienzo en el que, a través de tatuajes, el artista pudiera reflejar momentos clave de su vida que, todos ellos unidos, componen una suerte biografía íntima. Estos tatuajes son dibujos hechos por Germán en distintas partes del cuerpo de los modelos y que cuentan momentos íntimos de su propia vida. Por otro lado, en las once creaciones que conforman la serie Retratos el autor rompe con la bidimensionalidad de la fotografía, reinterpretando y reconstruyendo la obra fotográfica. Germán introduce así la importancia de la manipulación física de la pieza arrugando el papel fotográfico, rasgándolo, “dándole un volumen que prolonga y se confunde con la realidad de las cosas, de las sábanas y los cuerpos, que dota de profundidad el paisaje interior de esas habitaciones donde se respira todavía el olor de la noche compartida”, según describe la comisaria de la exposición, Rosa Olivares. Así, el autor construye piezas únicas e irrepetibles que se encuentran en un punto indeterminado entre la pintura, el dibujo, la fotografía y la escultura.

(identidad e intimidad de Germán Gómez en el Centro Niemeyer, Avilés. Hasta el 23 de junio de 2019)