Ante un nuevo confinamiento en el país galo, el Museo del Louvre (París) ha decidido activar dos nuevas plataformas digitales, destacando una iniciativa en la que se presenta toda su colección al público. Más allá de las muchas propuestas virtuales que han surgido en los últimos meses, esta iniciativa sorprende por su enorme dimensión, ya que se trata de una vastísima base de datos donde todas las obras del célebre museo parisino están disponibles. Casi medio millón de obras están ahora la alcance de un click, dando un paso adelante en la democratización del arte en internet. Si bien en otras páginas web de museos encontramos una gran cantidad de piezas disponibles para ser vistas en la pantalla, el Louvre ha traído también obras que están prestadas a otras instituciones, incluso las que se hallan en los almacenes, muchas veces inaccesibles al gran público.  Además, han implementado un intuitivo interfaz donde el público podrá buscar de muchas maneras diferentes, permitiendo una navegación fácil para expertos e interesados. La otra plataforma que ha activado el museo francés es su propia página web, a la que le han dado todo un lavado de cara para hacerla más fácil y dinámica.