Foto Colectania, en colaboración con Fundación Banco Sabadell, presenta Weegee, una exposición sobre el célebre cronista del Nueva York de los años 30 y 40 con más de 100 fotografías de la colección M.+M. Auer. Weegee era un reportero gráfico freelance que llegó a publicar en los grandes periódicos y que convirtió el crimen en espectáculo, narrando los acontecimientos más oscuros de Nueva York. Su forma de trabajo consistía en estar siempre alerta, metido en su coche, en el que sintonizaba la radio en la frecuencia de la policía para ser el primero en llegar a la escena del crimen. su técnica, repleta de duros contraluces, otorgaba a las fotografías un aura de verismo y dramatismo que, a día de hoy, sigue impactando al espectador.

“Mi coche se convirtió en mi hogar. Era un biplaza, con un maletero especial extra grande. Guardé todo allí, una cámara extra, los casquillos de las bombillas de flash, una máquina de escribir, botas de bombero, cajas de cigarros, salami, película de infrarrojos para disparar en la oscuridad, un recambio de ropa interior, uniformes, disfraces y zapatos extras y calcetines. (…) A partir de entonces ya no estuve pegado al teletipo de la sede de la policía. Tuve alas. Ya no tuve que esperar para que el crimen viniera a mí; podía ir tras él. La radio de la policía era mi modo de vida. Mi cámara… mi vida y mi amor… era mi lámpara de Aladino” Con estas palabras, Weegee definía su modo de vida, su día a día, como perseguía las noticias.

Weegee, Este hombre ha matado a un policía. ©Weegee, International Center of Photography. Cortesía Colección M.+M. Auer.

En esta exposición se presentan una serie de fotografías, una parte de su trabajo, desde imágenes de crímenes, incendios o accidentes hasta escenas de eventos sociales y populares. desde un cadáver hasta un baile de máscaras, todo ello envuelto en un aura de oscuridad y ternura. A las fotografías expuestas se suman materiales originales de los periódicos y revistas donde se publicaron sus imágenes así como los fotolibros que recogieron su trabajo.

Arthur Felling, nombre tras el que se encontraba el pseudónimo Weegee, vivió entre la mafia y la policía, de ahí que firmara con un falso nombre su trabajo. Su actitud era despreocupada y llena de aventuras, lo que ha inspirado varias películas, como Nighcrawler de Dan Gilroy o L.A. Confidencial de Curtis Hanson.

(Weegee en FotoColectania. Desde el 5 de julio al 5 de noviembre de 2017)