Malba inaugura hoy dos exposiciones monográficas sobre dos de los creadores más destacados del pasado y el presente de la plástica argentina: Víctor Grippo y Matías Duville. La primera de las exposiciones, ubicada en el primer piso de la institución y subtitulada Homenaje, coincide con el décimo aniversario de la muerte de Víctor Grippo, y reconstruye especialmente para la muestra un total de 20 obras del autor entre objetos, instalaciones, trabajos en proceso, cajas y ambientaciones. Proyectos todos ellos que inciden en la voluntad más utópica del artista: la transformación de la sociedad mediante el despliegue de una serie de creaciones en las que la ética desempeña un papel fundamental.

Por su parte, Safari, de Matías Duville (Quilmes, 1974), se enmarca dentro del programa “Contemporáneo”, que este año ha sido comisariado por Santiago García Navarro. La muestra pone especial énfasis en la museografía del espacio expositivo (la planta baja de Malba), al tratar de sugerir formal y emocionalmente un interior doméstico. A lo largo de nuestro recorrido por la “casa de Duville”, el espectador encontrará un total de 50 obras entre dibujos al carboncillo y murales, vídeos y diapositivas. Ambas muestras permanecerán abiertas hasta finales del mes de octubre.

Imagen: Matías Duville.Descampado, 2008.