Todos los veranos ocurre lo mismo. Miles de personas deciden hacer la maleta y dirigirse a la costa mediterránea en busca de unos días de sol y descanso. O al menos eso es lo que se pretende porque a ojos del artista Rubén Martín de Lucas (Madrid, 1977) no se trata de vacaciones, sino de un fenómeno migratorio digno de estudio artístico.

La Galería BAT acoge Vacaciones en el Mar, un conjunto de fotografías y piezas en la que  Martín de Lucas plasma su visión “me llama la atención que una gran masa poblacional que vive todo el año en la ciudad, se desplace para pasar unos días de relax en otra ciudad también masificada” explica. Un éxodo social que para Rubén Martín está condicionado por la moda social y de telón de fondo, refleja su preocupación por el impacto del ser humano en el entorno, como el desarrollo exagerado del sector inmobiliario en muchas zonas de España.

Este madrileño empezó a estudiar ingeniería y cuando acabó decidió dedicarse al arte, colaborando activamente en el colectivo BOAMISTURA, un grupo de artistas relacionados con el arte callejero. Esta conexión puede ayudar a entender su visión vinculada a la arquitectura, los espacios y las perspectiva. La exposición también cuenta con una serie de piezas – Movimientos, Recuerdos, Masas y Situaciones- en la que ha usado fotografía intervenida y se concentra en personajes y elementos de este fenómenos migratorio.

(Vacaciones en el mar. Galería BAT, María de Guzmán 61, Madrid. Desde el 17 de diciembre de 2015 hasta el 30 de enero de 2016)