Los nombres de Nicolás y Elías Viñuelas han permanecido “dormidos” en la historia de la fotografía española. Amantes de los deportes, con una intensa vida social en la ciudad de Huesca allá por los años veinte, miembros de una familia acomodada, ambos hermanos se hicieron con una cámara de fotos y capturaron la vida social de su ciudad natal. Ahora la Diputación de Huesca recupera el legado documental y artístico de los Viñuelas en la exposición Más allá de la afición.

En la muestra se exponen fotografías, copias, publicaciones, negativos y material documental sobre la ciudad de Huesca a principios del siglo XX. Los avances industriales, siempre modestos en España, dibujaban una nueva sociedad. La fotografía se proclama no sólo una afición para algunos, sino que poco a poco se profesionaliza a través de encargos y de medios de comunicación.

Nicolás y Elías fotografiaron a sus vecinos, amigos y gentes de Huesca. En la exposición, se podrán ver las imágenes realizadas en el huerto y campos de la familia, los paisajes de la ciudad, siempre bucólicos y románticos, edificios emblemáticos como el Círculo Oscense, el Puente de San Miguel o el Parque de Miguel Servet. Al mismo tiempo destacan los retratos y la vida social en los salones, las tertualias y concursos, un reclamo para el sector del turismo del que ambos hermanos también formaron parte. La modernidad despuntaba y con ella la fotografía, en definitiva, las huellas de la vida moderna.

(Más allá de la afición. Diputación de Huesca. Desde el 20 de mayo hasta el 31 de julio de 2016)