El artista alemán Neo Rauch contará con una fundación dedicada a exhibir su obra gráfica en Aschersleben. En esta ciudad alemana fue donde vivió gran parte de su juventud y, el pasado septiembre, le donó una importante colección de dibujos y materiales gráficos. La ciudad, junto con el artista y su galería Eigen + Art, han decidido por todo ello crear una fundación de modo que la ciudad aumente su bagaje cultural y su importancia en el panorama artístico germano. Por el momento, y hasta que se sepa si se construirá un edificio para hospedar la fundación, los fondos donados por Rauch se podrán ver en Aschersleben a partir del 1 de junio de 2012 en una exposición permanente.