TEFAF, la Feria Internacional de Arte y Antigüedades de Maastricht es una de las más importantes del mundo de su clase y acaba de inaugurar su vigésimo cuarta edición con un venta de lo más suculenta: una escultura en olivo de Joan Miró que ha alcanzado una cifra en torno a los 5 millones de dólares. La obra titulada Oiseau Lunaire está fechada en 1945 y llevaba 40 años en un residencia privada exponiéndose ahora por primera vez en el stand de la galería Landau de Montreal. En la feria pueden verse otras 30.000 obras entre las que se encuentra un autorretrato de Warhol de más de 5 millones de dólares, un Picasso de 1958 valorado en 5 millones , un Basquiat de 2,8 millones y un Piero Manzoni de 1,4 millones entre otras muchas piezas estrella. La venta del Miró es un excelente inicio de feria que augura una gran cantidad de ventas.