Vicente Tolodí comisaría la exposición individual del artista cubano Carlos Garaicoa (La Habana, 1967) en la Sala de Exposiciones de la Fundación Botín en Santander. Orden Aparente (poético-político) muestra los trabajos más recientes del artista desde 2009 hasta hoy. La mirada crítica que Garaicoa aplica sobre la arquitectura, el paisaje y el espacio social continúa presente en estas nuevas piezas, que van desde la fotografía a la instalación y al dibujo sobre papel o al dibujo con hilo directamente sobre la pared. Materiales diversos como láminas de vidrio unidas por imanes en una pieza hecha para esta exposición, que reproduce una gran ciudad portuaria. Cerca de 35 obras que cuestionan la relación entre la ciudad como espacio físico y como símbolo de la memoria individual y colectiva. La vertiente antropológica de la arquitectura es uno de los temas que obsesionan a Garaicoa desde hace años, y aquí demuestra cómo le ha dado una vuelta a estos planteamientos con nuevas piezas en vídeo y escultura. Lo procesual está muy presente en esta muestra a través de soportes, materiales y disciplinas diversas, pero con algo en común: el deseo del artista por mostrar el fracaso del cambio social en la modernidad, la arquitectura como contexto para el desarrollo de la Historia y la decadencia de las utopías desde los 70. Sin duda una exposición poética y política, como su título sugiere, y que sin duda encaja a la perfección con el trabajo del cubano. (Carlos Garaicoa, Orden Aparente (poético-político), Sala de Exposiciones de la Fundación Botín, Santander. Del 28 de octubre de 2014 al 1 de marzo de 2015)



Imagen: Carlos Garaicoa. De la serie Fotógrafo de domingo (Ucrania), 2013.