Ed Ruscha es un artista difícilmente clasificable. La variedad de estilos y técnicas que ha utilizado a lo largo de su trayectoria y su capacidad para innovar le han incluido tanto en el pop art como en el conceptual y, en la actualidad, se prefiere no encasillar a un artista versátil y legendario como él. Precisamente es su capacidad de metamorfosis la que le ha permitido a la Kunsthaus Bregenz en Austria el realizar una exposición en la que los hilos conductores son la escritura y la lectura, las palabras, sus significados y su estética ya que estos elementos recorren transversalmente todas sus obras y, por primera vez, se ha querido estudiar su significado y uso en su obra. Reading Ed Ruscha incluye los libros de artista realizados por el autor, pero también la mítica serie de pinturas Cityscapes, sus dibujos, fotograbados y un conjunto de obras nuevas de gran formato realizadas específicamente para esta muestra que consituye la mayor retrospectiva que se le ha dedicado hasta el momento en Europa. Hasta el 14 de octubre.

Imagen: Ed Ruscha. Not A Bad World, Is It?, 1984. Obra en la exposición Reading Ed Ruscha.