Con la llegada del nuevo año, los museos preparan sus programas culturales que se pueden disfrutar desde el próximo mes de enero de 2016, como es el caso del  Museo Reina Sofía, que a partir del 15 de marzo, abrirá al público una retrospectiva del artista mexicano Ulises Carrión. A través de más de 350 piezas, que incluyen libros, arte postal, imágenes, videos, performance…, el Reina Sofía muestra la trayectoria de Carrión desde sus inicios y estancias en Europa hasta su establecimiento definitivo en 1972 en Amsterdam, donde experimentará con materiales más visuales y coloristas. El eje central de su prolífico trabajo se centró especialmente en el lenguaje, el poder de la comunicación y la distribución en todo tipo de soportes culturales. A finales de marzo será posible visitar la primera retrospectiva en España del artista suizo Remy Zaugg, titulada Cuestiones de percepción. Lo visible e invible, la ocultación y la presencia son algunos de los ejes en torno a los que gira su obra. Sin embargo una de sus obsesiones fue el lenguaje y su materialización así como la relaciones y activación del espectador frente a su obra. Su interés por el urbanismo le llevó a colaborar con otros dos arquitectos, Herzog y Meuron, cuyos trabajos conjuntos serán visibles en la exposición. En el mes de abril, será Wifredo Lam el protagonista. Un artista que aunó estilos y vanguardias, desde el modernismo europeo, el surrealismo, con símbolos africanos y caribeños. Nacido en Cuba con raíces españolas, Lam no pudo sino interesarse por las cuestiones raciales, el mestizaje cultural y social y su compromiso con la libertad. La exposición cuenta con 250 obras, cuadros, cartas, fotografías, libros, revistas, etc, que tratan de componer el mundo de Liam. Por último, Campo Cerrado, título extraído de una obra de Max Aub, el Reina Sofía investiga sobre el arte español de 1939 y 1953. Una muestra dividida en la imagen y propaganda a partir de 1939, la figura de Eugenio d´Ors y la restauración del academicismo y la renovación, la vida cotidiana en España durante la autarquía, los exiliados y expatriados entre otros aspectos.

Por su parte, el Museo Thyssen presenta en febrero la exposición Realistas, una muestra de pintores y escultores, cuyas conexiones artísticas y familiares les unió en la década de los cincuenta en la ciudad de Madrid. Se expondrán 75 obras de autores como Amalia Avia, Francisco López, Julio López, María Moreno, Esperanza Parada, Isabel Quintanilla y Antonio López. Un mes más tarde, en marzo, el Thyssen expone la primera retrospectiva de Andrew y Jamie Wyeth, dos artistas, padre e hijo, representantes del realismo americano del s.XX. La muestra contará con obras pertenecientes a colecciones privadas y diversos museos estadounidenses. En esta línea expositiva, el museo aprovecha para presentar una exposición de la fotógrafa francesa Joséphine Douet, quién siguió la trayectoria de los Wyeth y sus lugares de inspiración.

El Museo Guggenheim de Bilbao abre su programa con Sombras, una obra de Andy Warhol. A pesar de ser conocido por sus reproducciones, en esta ocasión, serán 102 lienzos serigrafiados que paradojicamente, están lejos de ser copias unas de otras ya que todo el trabajo es manual. Un juego de luces y sombras y sobre todo, el poder de la percepción. En marzo, el museo dedica una exposición a la escultora francesa Louise Bourgeois, Estructuras de existencia: las celdas, una reflexión sobre la arquitectura, el arte y la memoria. A partir del mes de abril, se podrá visitar Panoramas de la ciudad. La Escuela de París 1900-1945. Una muestra que reunirá a artistas como Picasso, Braque, Kandinsky o Delaunay, que captaron las transformaciones de la vida urbana a principios del s.XX.

Como novedades para el mes de enero, el IVAM presenta la faceta como crítico de cine de Harun Farocki, que incluirá no sólo algunos de sus títulos sino un doble programa de proyecciones. En el mes de febrero, el Mediterráneo es el lugar protagonista. Una muestra que analiza el sur de Europa como lugar de inspiración para artistas de toda Europa por su belleza idílica, con obras de Sorolla, Picasso o Muñoz Degraín– y en contraste, el espanto y crueldad con el que se encuentran en la actualidad millones de inmigrantes, reflejados en las imágenes de Yto Barrada, Bouchra Khalili, Ursula Biermann, entre otros. En primavera, Respiración artificial. Eco oscuro, investiga los límites y valores de la performance, la actuación y la representación y su conexión con la realidad. Un proyecto fruto de una conversación entre Peio Aguirre y Dora García.

Para conocer la programación del MACBA, con su recién estrenado nuevo director, habrá que esperar unos días.