La última vez que la obra de Isamu Noguchi fue expuesta en México, fue hace 17 años, en 1999, cuando el Museo Tamayo y el MARCO organizaron la primera muestra en Latinoamérica, orientada a la relevancia de la figura humana en la obra de este artista norteamericano de origen japonés. En el día de ayer, 11 de mayo, se inauguró una ambiciosa exposición titulada Los parques de Noguchi enfocada a la visión que el artista tenía sobre los parques como espacio público y de esparcimiento. Dicho multifacético artista, diseñó varios parques y mobiliario para juegos con el fin de estimular la actividad creativa como una manera de conocer y participar en el mundo. La exposición pretende enfatizar las ideas más relevantes de Isamu respecto a la forma en que las personas se aproximan al juego, la recreación y el aprendizaje.

Jardín en la sede UNESCO de París.

Jardín en la sede UNESCO de París.

Es considerado como uno de los escultores más importantes del siglo XX en cuanto a parques y espacio público. Hijo del poeta japonés Yone Noguchi y la escritora americana Leonie Gilmour, vivió una niñez y adolescencia dividida entre Japón y Estados Unidos, dos culturas completamente antagónicas. Tomó algunos cursos sobre escultura en Indiana en 1922, para dos años más tarde, ampliar sus estudios en Nueva York, en la escuela Leonardo da Vinci Art School. En París estudió en la Académie de la Grande Chaumière y para el año 1938 ganaría el concurso nacional para decorar el pabellón de la agencia Associated Press en el Rockefeller Center de Nueva York con una enorme escultura de acero inoxidable.

Cubo rojo, Nueva York, 1968.

Cubo rojo, Nueva York, 1968.

Después de 1950 sus proyectos más ambiciosos estaban destinados a espacios al aire libre, diseñados según los principios estéticos de los jardines japoneses, en los que grandes esculturas abstractas se disponen en lugares predeterminados para lograr un equilibrio entre ellas. Algunas de las más emblemáticas serían el Jardín de la Paz (1956-1958, sede de la Unesco, París), el Jardín del Agua (1964-1965, Chase Manhattan Bank Plaza, Nueva York) y la plaza del distrito japonés de Los Ángeles. Es menester mencionar que es la primera exposición en el mundo que reúne una ardua investigación de su carrera, a lo largo de más 50 años. El visitante podrá encontrar maquetas, bocetos, dibujos arquitectónicos, fotografías y recreaciones de los espacios escultóricos lúdicos y funcionales que, otrora, concebiría para distintas partes del mundo.

(Los parques de Noguchi, Museo Rufino Tamayo Arte Contemporáneo, Ciudad de México. Desde el 10 de mayo hasta el 9 de octubre de 2016)