VÍDEO

Desde que comenzó a los 16 años, Raymond Depardon se ha labrado un nombre como fotorreportero hasta convertirse en uno de los documentalistas franceses más prestigiosos e influyentes de las últimas décadas. Es miembro de la Agencia Magnum desde 1978 y como fotógrafo uno de sus grandes éxitos fue la fundación de la Agencia Gamma, antes de dar el salto al cine documental, aprovechando el carácter mestizo entre ambas artes, la fotografía y el cine. De hecho, sus primeros cortometrajes los realizaba en paralelo a sus reportajes fotográficos, por lo que se mostraba la tensión existente entre la imagen fija y la imagen en movimiento. No obstante, su relación con la cámara ha cambiado a lo largo de toda su carrera, pero el color siempre se ha mantenido firme en toda su producción. En su obra, los temas a tratar son muy variados, desde política, delincuencia, música hasta la vida cotidiana en los manicomios, Depardon se interesó en la humildad, en la rutina, desde una posición de mero observador, tal y como él mismo dijo: “No trato de incomodar; soy tímido y melancólico, prefiero hacer las fotos desde cinco o diez metros”.

El Centro Cultural Recoleta de Argentina ahora le dedica una exposición con proyecciones y dos muestras fotográficas. Una de ellas acoge la serie Francia, fotografías de la otra Francia, la del tour, realizada con un estilo melancólico, sencillo, donde convive lo rural y lo urbano. Por ello, recuperamos esta conferencia del propio autor en la que analiza su serie, y aborda temas como su modo de trabajo o cómo realizó el proyecto con una cámara Leica de gran formato.