El pasado martes 17 de diciembre se firmó el acuerdo entre el Gobierno de Aragón y la coleccionista Pilar Citoler por el que la colección Circa XX pasa a estar ubicada en el Museo Pablo Gargallo de Zaragoza y propiedad de Aragón. La colección, valorada en más de nueve millones de euros, contiene todo tipo de obras de arte, hasta la cantidad de 1.204 piezas, desde pintura hasta escultura, fotografía, dibujo, video, etc., siendo una de las colecciones particulares que más prestigio mediático ha alcanzado en los últimos años, en parte por el Premio Fotografía Pilar Citoler y en parte por los diversos premios que han sido otorgados a su ,hasta ahora, propietaria; que fue, también, presidenta del Patronato del Reina Sofía. El precio pagado por la compra de la colección ha sido solamente el 15% de la tasación, es decir un millón y medio de euros que se pagará durante los próximos cuatro años. El 80% restante de la colección se considera como donación, para no considerarse como una bajada de precio tan enorme que cuestionara el valor real de las obras. Las obras se podrán ver en Zaragoza a partir de la próxima primavera. Con esta adquisición se intenta nuevamente reflotar el museo Pablo Gargallo que sin director y sin programación vive el sueño de los justos desde su aparatosa inauguración.