Tras la clausura de la exitosa muestra de Josef Albers, el Museu Fundación Juan March de Palma presenta la exposición Kurt Schwitters. Vanguardia y publicidad. La exposición se centra en dos aspectos aparentemente muy dispares del trabajo de Kurt Schwitters (1887-1948), una de las figuras más relevantes de la vanguardia europea del pasado siglo.
Por una parte encontramos el tipo de trabajo que podría calificarse de “artísticamente puro”: los collages y, en general, todo ese género de obras que Schwitters denominó “Merz”. Y, por otra, la exposición da cuenta de su trabajo alimenticio: su labor como publicista y diseñador gráfico que estaba al servicio de determinados productos y firmas comerciales. La selección incluye diez collages realizados entre 1922 y 1947 y casi un centenar de impresos, procedentes de colecciones privadas españolas e internacionales. Curiosamente, Schwitters compaginaba este trabajo con otra ocupación que desarrolló durante toda su carrera para conseguir ingresos regulares: el artista pintaba paisajes y bodegones al óleo de estilo tradicional, arte éste de carácter premoderno que poco tenía que ver con la Vanguardia o la publicidad. Parece desmentirse así la ilusión de linealidad; los estilos no sólo pueden coexistir en una misma época, sino en una misma persona. Esta dualidad formal y económica es de donde parte la exposición del Museu Juan March de Palma. La muestra pretende cuestionar la división entre arte y diseño gráfico y reivindica cómo la sensibilidad poética de Schwitters, muy presente en sus collages, está también en su trabajo como diseñador publicitario. La aparente contradicción entre estas dos prácticas por tanto se desvanece, dando lugar a una interpretación mucho más rica de la obra del artista alemán. (Museu Fundación Juan March, Palma de Mallorca. Kurt Schwitters. Vanguardia y publicidad, del 16 de julio al 4 de octubre).

Imagen: Kurt Schwitters. “Typorekkame: Pelikan-Nummer” Merz, nº11 (detalle), 1924.