Tania Pardo

Coincidiendo con Apertura 2012, un nuevo espacio ha abierto sus puertas en Madrid en lo que parece convertirse en el centro neurálgico del circuito galerístico de esta ciudad: la calle Doctor Fourquet. García Galería dirigida por Joaquín García se presenta con una magnífica muestra individual del artista Karlos Gil (Toledo, 1984), titulada Colorless Green Ideas en alusión a una cita del libro de Noam Chomsky Estructuras sintácticas, de 1957, con la que el autor americano demuestra la distinción entre sintáctica y semántica al construir una frase gramaticalmente correcta que, sin embargo, carece de significado. La exposición propone un recorrido por determinados signos y códigos, en principio, complejos de descodificar. A través de una gran variedad de medios –material de archivo; partituras musicales, tipografías, infografía, neones o vídeo– propone una reflexión sobre diversas capas de interpretación y significación del lenguaje y la no comunicación a través de éste. Y es que Karlos Gil en su obra no deja de explorar e investigar los múltiples modos que se relacionan y articulan las ideas. La asociación de conceptos en todo su trabajo está abierta a la multitud de interpretaciones que van más allá de códigos cerrados.

En la muestra, existen cuatro trabajos, las Speech Variations, en las que el artista presenta diálogos imaginarios entre distintos personajes utilizando para ello un lenguaje basado en las metodologías de notación musical; Redundancy, fragmentos de neones publicitarios que han perdido su significado original al ser combinados entre sí por el artista para ganar otro nuevo que, además, como explica él mismo, trabajan con la idea enunciada por Harry Nyquist (amigo de Chomsky) sobre la redundancia en la teoría de la información, es decir, con la capacidad inutilizada de un código. Fragmentos de signos (bien letreros, bien logotipos) son utilizados para crear nuevas formas, desvelándose la naturaleza de cada fragmento en el título. Un cuento para niños (que será presentado al concluir la exposición) donde se habla de un antiguo tipógrafo flamenco que no puede leer sus propias tipografías porque es analfabeto y, por último, la tipografía diseñada y descargable por cualquier persona desde la web de la galería. En este caso, esta tipografía denominada INDEX pertenece a su última serie de trabajos cuyo soporte denomina Open File, archivos abiertos y descargables por cualquier usuario y aquí, de nuevo, vuelve a hacer uso de esa filosofía que impregna todo su trabajo: la posibilidad de la reinterpretación y el cambio, ya que a pesar de que es la única estructura fija, INDEX, adopta infinitas formas y mensajes dependiendo de las personas que la descarguen. En Colorless Green Ideas es evidente que a Karlos Gil, entre muchas otras cosas, le interesan los archivos, la pseudociencia, la ficción, el documento, el metalinguismo, la comunicación, los paradigmas arquitectónicos y los diferentes códigos de representación dando como resultado sutiles piezas que, lejos de encerrar un único significado, generan constantes preguntas sobre lo que tenemos delante.

Imagen: Vista de la exposición de Karlos Gil Colorless Green Ideas, 2012. Cortesía de García Galería, Madrid.