La Fundación Bancaja repasa los últimos quince años del trabajo del artista británico Julian Opie, reconocido internacionalmente por su estilo minimalista y de formas básicas, rozando el simbolismo y girando en torno a la figura humana. La exposición, que podrá verse hasta el 25 de junio, reúne treinta obras de gran formato que procede procedentes de distintas colecciones, desde la del Banco Santander, la colección Carmen Thyssen, las Galerías Xavier Fiol, Mario Sequeira y Lisson Gallery entre otras. Además se suman obras de coleccionistas privados como Hortensia Herrero, Mariana Almeida Freitas, Pilar de Diego, Paula Sequeira, Cristina Lopes, Blanca Cuesta, Jaime Marçal, Carlos Puerta, Rocío Puerta de Diego, Ágatha Ruiz de la Prada, José Antonio Sequeira o Manuel Tavares Correia, entre otros.

Comisariada por el crítico de arte y profesor de Estética y Teoría del arte Fernando Castro, la exposición adentra a los visitantes en los aspectos cotidianos de la vida moderna, a través de distintas técnicas y materiales como acrílicos, vinilos sobre aluminio, tinta o madera, animaciones y videoinstalaciones en pantallas LCD y LED. En su obra, Opie introduce la mirada metropolitana en una experiencia estética, reflexionando sobre cómo vemos las cosas y cómo las representamos. La línea y el color dominan su obra, atrapando lo esencial; las figuras y los retratos humanos se alzan en la muestra, en los retratos retoma la tradición británica y holandesa de los siglos XVII y XVIII, pero también las estampas japonesas de artistas como Hiroshige o Utamaro. Los personajes son representados en escenarios públicos, donde cada rostro tiene un singular potencial de seducción y movimiento convirtiendo lo cotidiano en icónico y buscando un lenguaje universal.

(Julian Opie en Fundación Bancaja. Desde el 28 de febrero hasta el 25 de junio de 2017)