La capital francesa está de suerte y es que reúne en distintos puntos de la ciudad muestras de grandes fotógrafas como Gisèle Freund en la Fondation Pierre Bergé Yves Saint Laurent; Diane Arbus en el Jeu de Paume y Martine Franck en la Maison européenne de la photographie. Autoras de diferentes etapas y estilos que tan sólo comparten su maestría y que, con sus trabajos, dan la oportunidad de conocer mejor algunas de las principales tendencias del arte fotográfico. Así por ejemplo se podrán contemplar los excelentes retratos que Freund hizo a celebridades como Simone de Beauvoir, Cocteau, Virginia Woolf, Joyce… o las impactantes instantáneas de Arbus mucho más descarnadas incluso cuando aparecen marcadas por esa capacidad de la fotógrafa por narrar “lo otro” y “al otro”. En cuanto a Martine Franck, miembro de Magnum y presidente de la Fondation Cartier-Bresson, el trabajo que expone ahora se adentra en los estudios de pintores y escultores que vivieron en París desde 1945: un retrato de la sociedad artística del momento y un documento de incalculable valor y belleza. Todo un adelanto de Paris Photo que pronto continuará inundando la ciudad de las luces de fotografía.