A modo de viaje visual, A cielo abierto ofrece un recorrido por la geografía de Turquía, desde Ankara hasta Capadocia. Una experiencia vista a través de los ojos de un pintor que capta con sus pinceladas y selección de colores, las sensaciones y las emociones que caminos polvorientos, lagos y pueblos desconocidos, entre otros paisajes, pueden provocar en el viajero. Hasta el 20 de julio.

Imagen: Federico Granell. Familia, 2012