El pasado viernes 21 falleció de cáncer el artista estadounidense Dennis Oppenheim. Durante la década de los 60 fue uno de los principales representantes del Land Art con trabajos y performances inolvidables como la mítica Position for Second Degree Burn (1970) en la que pasó cinco horas a pleno sol con un libro encima hasta conseguir que éste dejara su huella en su piel u otras como Anual Rings (1968). Con el tiempo Oppenheim reorientó su carrera hacia la escultura dedicándose plenamente a ella y al arte público, exponiendo en todo el mundo como por ejemplo en el Museum of Modern Art de Nueva York, la Tate Gallery de Londres, el Stedelijk Museum de Ámsterdam o el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía de Madrid.