“Estar azul”, literalemente traducido del inglés “being blue”, combina la asociación entre un color y un estado de ánimo. Sentirse melancólico, depresivo, triste, parte del propio sujeto hacia sí mismo. Una autodefinición, “estoy de bajón”, con tintes acusatorios e incluso incriminatorios que la exposición Visceral Blue quiere analizar.

Esta exposición colectiva va mucho más allá del propio lenguaje para vincular este tipo de emociones con el sistema neoliberal. El sentimiento de culpabilidad por estar triste o blue, responde según los artistas que participan, a las exigencias del ámbito financiero. La especulación económica, encabezada por Wall Street, sigue regiendo la paleta emocional de los sujetos hasta el punto que el referente social y psicológico es el poder económico. En esta muestra, se “anima” a estar blue como un acto reivindicativo y rebelde contra el mismo sistema que lo provoca.

Los artistas que participan son: Andrea Büttner, Valentina Desideri, Quim Pujol, Sidsel Meineche, Vermeir y Heriemans, Derek Jarman, Werker Magazine, Isaías Griñolo, Julia Montilla, Sergi Botella, Roc Jiménez de Cisneros y Equipo Re.

(Visceral Blue, La Capella, Barcelona. Desde el 5 de febrero hasta el 3 de abril de 2016)