Una exposición incómoda, así podríamos titular Conflict, Time, Photography, la nueva propuesta de Tate Modern en Londres. Unos 150 años abarcados a través de la fotografía, desde el nacimiento de esta hasta el presente, con el conflicto armado como tema central. El orden cronológico se altera en la concepción museográfica de la exposición en pos de un modelo innovador: las fotografías se ordenan de acuerdo al tiempo que pasó desde que ocurrieron los hechos retratados hasta que se hizo la toma, que en muchos casos va de segundos a días, semanas, meses o años. Las imágenes que muestran el bombardeo de Dresde y que se tomaron siete meses después aparecen junto a las que se tomaron tras la Primera Guerra del Golfo siete meses más tarde. Veinticinco años después de Nagasaki al lado del mismo período en Saigon. ¿Cómo ve un fotógrafo la guerra? ¿La dimensión temporal cambia la perspectiva? Así, la icónica imagen de Don McCullin Shell-shocked US Marine de 1968 muestra la cercanía directa del horror de la guerra, aunque no es el único. Conflictos que aparecen en varias series desde el punto de vista de fotógrafos diversos, como la Segunda Guerra Mundial, muy popular y presente en los trabajos de Jerzy Lewczynski, Richard Peter o Toshio Fukada, entre otros.

Todas las fotografías expuestas aquí son parte del Archive of Modern Conflict (AMC), que atesora precisamente todo aquello que documenta los horrores de una guerra pero desde el ojo de un artista que lo vive en directo con su cámara. La necesaria documentación del conflicto como obra de arte y como parte de la historia, que es uno de los grandes debates en torno al propio sentido de la fotografía documental. Como decíamos al principio, una exposición incómoda por la dureza del tema a tratar pero con la posibilidad de ver distintos puntos de vista y perspectivas diversas que marcan los tiempos en que las fotos fueron tomadas. (Conflict, Time, Photography, Tate Modern, Londres. Del 26 de noviembre de 2014 al 15 de marzo de 2015).


Imagen: Simon Norfolk. Bullet-scarred apartment building and shops in the Karte Char district of Kabul. This area saw fighting between Hikmetyar and Rabbani and then between Rabbani and the Hazaras, 2003.

Una exposición incómoda, así podríamos titular Conflict, Time, Photography, la nueva propuesta de Tate Modern en Londres. Unos 150 años abarcados a través de la fotografía, desde el nacimiento de esta hasta el presente, con el conflicto armado como tema central. El orden cronológico se altera en la concepción museográfica de la exposición en pos de un modelo innovador: las fotografías se ordenan de acuerdo al tiempo que pasó desde que ocurrieron los hechos retratados hasta que se hizo la toma, que en muchos casos va de segundos a días, semanas, meses o años. Las imágenes que muestran el bombardeo de Dresde y que se tomaron siete meses después aparecen junto a las que se tomaron tras la Primera Guerra del Golfo siete meses más tarde. Veinticinco años después de Nagasaki al lado del mismo período en Saigon. ¿Cómo ve un fotógrafo la guerra? ¿La dimensión temporal cambia la perspectiva? Así, la icónica imagen de Don McCullin Shell-shocked US Marine de 1968 muestra la cercanía directa del horror de la guerra, aunque no es el único. Conflictos que aparecen en varias series desde el punto de vista de fotógrafos diversos, como la Segunda Guerra Mundial, muy popular y presente en los trabajos de Jerzy Lewczynski, Richard Peter o Toshio Fukada, entre otros.

Todas las fotografías expuestas aquí son parte del Archive of Modern Conflict (AMC), que atesora precisamente todo aquello que documenta los horrores de una guerra pero desde el ojo de un artista que lo vive en directo con su cámara. La necesaria documentación del conflicto como obra de arte y como parte de la historia, que es uno de los grandes debates en torno al propio sentido de la fotografía documental. Como decíamos al principio, una exposición incómoda por la dureza del tema a tratar pero con la posibilidad de ver distintos puntos de vista y perspectivas diversas que marcan los tiempos en que las fotos fueron tomadas. (Conflict, Time, Photography, Tate Modern, Londres. Del 26 de noviembre de 2014 al 15 de marzo de 2015).


Imagen: Simon Norfolk. Bullet-scarred apartment building and shops in the Karte Char district of Kabul. This area saw fighting between Hikmetyar and Rabbani and then between Rabbani and the Hazaras, 2003.