La exposición del artista londinense Richard Hamilton en Los Ángeles, programada como parte de una itinerancia internacional en el LA MoCA, ha sido cancelada. Una retrospectiva que lleva años preparándose, una muestra histórica que supone la gran celebración del arte pop británico encabezado por este creador fallecido en septiembre de 2011. Un proyecto organizado por el antiguo director de la TATE Modern, Vicente Todolí; y Paul Schimmel, el conservador del MoCA cuyo despido le ha valido al museo, que ahora cancela la muestra, una lista innumerable de críticas y renuncias. Una exposición que suponía el alejamiento de las muestras-espectáculo de los últimos años del MoCA y que significaba la tan esperada vuelta a una línea expositiva seria pero novedosa ya que, la de Hamilton, iba a ser la primera gran exposición en torno a este artista y este estilo en los Estados Unidos. Ahora, el futuro de la exposición es incierto. TATE Modern ha confirmado que la exposición tendrá lugar dentro de su programación de 2014 pero el MNCARS en Madrid y el Philadelphia Museum of Arts, aunque no la descartan, tampoco confirman su realización ante la imposibilidad de hacer planes tan a largo plazo. Tengamos la oportunidad o no de ver la muestra en Madrid, este nuevo desplante del MoCA no hace sino continuar con la polémica en un gran museo que, por los intereses de unos y de otros, se tambalea.

Imagen: Richard Hamilton. Fashion Plate, 1968-9. Colección TATE Modern, Londres. Cortesía del Estate de Richard Hamilton.