La Solomon R. Guggenheim Foundation dispondrá, gracias a una donación del banco suizo USB, de una cifra cercana a los 40 millones de dólares para destinarlos al soporte, el apoyo y la visibilización del “arte global”. Iniciará con ello un programa de cinco años en el que la fundación trabajará con artistas, comisarios y educadores de Asia, América latina y África para fomentar la realización de exposiciones con artistas y asuntos procedentes y en relación con estas áreas geográficas y, también, para contribuir a la revistalización de sus sectores artísticos mediante la adquisición de obras que se incorporarán a sus colecciones. Para llevar a cabo este proyecto, se pretende invitar a comisarios de las distintas zonas a que realicen una estancia en Nueva York, donde colaborarán con el equipo del Guggenheim, elegirán artistas, temas, y modos de trabajo. El programa emepzará con Asia y la comisaria seleccionada para llevar a cabo lo concerniente a esta zona ha sido June Yap, que ya ha comenzado a trabajar y a elegido a artistas de Afghanistán, Bangladesh, Cambodia, India, Indonesia, Laos, Malasia, Nepal, Pakistán o Filipinas entre otros. El objetivo del Guggenheim es adentrarse en otras culturas y desplazar su núcleo de interés hacia nuevos lugares ajenos a “occidente”, incluso cuando las residencias con comisarios y la mayor parte de las exposiciones tendrán lugar en Nueva York.