La inglesa Penelope Curtis es ya la directora del Museo Gulbenkian en Portugal, tras abandonar su puesto en la Tate Britain. Curtis sustituye a João Castel-Branco Pereira, responsable entre el 1998 y el 2014. No será, sin embargo, hasta otoño cuando se incorpore al puesto, según ha informado la Fundación Calouste Gulbenkian. Curtis es la responsable de la renovación del museo inglés, que recuperó su prestigio bajo su dirección cuando entró en 2010, y se trataba de la primera mujer que dirigía la Tate Britain. Ha sido seleccionada en un concurso internacional que ha contado con unas 30 participaciones; Curtis se ha mostrado entusiasmada con este nuevo nombramiento y ha declarado sentirse interesada por aportar un cambio a la institución y al museo que dirigirá a partir de septiembre.