La Mediateca de “la Caixa”, tal vez el espacio de consulta audiovisual más importante de la capital catalana, será reconvertido próximamente y se dotará de otro uso más acorde con “las prioridades de la entidad”, según han anunciado hoy fuentes de la propia institución. De este modo, desde finales de este año, el Palau Macaya, sede histórica de la Mediateca desde 1994, será transformado en una “especie de ágora, un lugar donde se realizarán actividades dirigidas a fomentar el empleo y el espíritu emprendedor de los jóvenes”, completando así el desmontaje total de otrora vanguardista política sobre arte contemporáneo de la Fundación. Un desmontaje que, en lo que respecta a la Mediateca, ya se había iniciado hace algunos años con la eliminación del programa de actividades paralelas de este archivo público que a partir de ahora sólo estará disponible previa cita telefónica, desapareciendo incluso de Internet. Profesores, artistas e intelectuales vinculados a la Ciudad Condal como Eugeni Bonet, Antoni Mercader o Antoni Muntadas ya han redactado un documento para recoger firmas en contra de la clausura de este espacio.

Imagen: Vista del programa Live Cinema en la Mediateca de “la Caixa”, 2007.