En 2005 la empresa del multimillonario ruso Viktor Vekselberg adquiría en una subasta de la casa Christie´s la obra Odalisca del pintor ruso Boris Kustodiev, un artista que vivió entre 1878 y 1927 y que, a pesar de ser casi desconocido fuera de su país es uno de los creadores más reconocidos del arte ruso. Sin embargo, Vekselberg demandó al poco tiempo a Christie´s cuando un experto afirmó tener dudas sobre la autoría. Años después un juez acaba de fallar en favor de la compañía rusa y ha obligado a Christie´s a devolver el dinero por el que se llevó a cabo la venta, unos 2,4 millones de dólares.

Imagen: ¿Boris Kustodiev? Odalisca, 1919.