Es oficial. Agosto se ha instalado de pleno en nuestras vidas y las temperaturas amenazan con no dejarnos hacer demasiados planes al aire libre durante las horas de pleno sol. Un buen refugio para invertir con plenas garantías ese tiempo del día son los museos y las exposiciones. Desde exit-express os proponemos una selección de muestras de arte contemporáneo dentro del territorio español para visitar durante los meses de verano.

Si eres de Madrid y decides no moverte de la ciudad o si, por el contrario, Madrid es precisamente tu destino de vacaciones, te recomendamos empezar por una inmersión en el mundo de la fotografía y el cine. El inicio del recorrido puede ser Arte y cine. 120 años de intercambios en el Caixaforum de Madrid, una exposición que explora la influencia y las relaciones que se han entablado entre arte y cine. Para proseguir, Photoespaña, presente en la ciudad hasta el 27 de agosto, un festival de fotografía repartido en distintos espacios entre los que se encuentra Centro Centro, con una exposición dedicada a Teresa Margolles o la Fundación Telefónica, que acoge estos días en sus salas la muestra Con los ojos bien abiertos. Cien años de fotografía Leica, que pretende mostrar el cambio que la aparición de esta cámara supuso para la fotografía. Por último, en lo que a fotografía se refiere, la Fundación Mapfre reúne en sus paredes hasta 185 fotografías del alemán Albert Renger-Patzch, figura central del movimiento estético de la nueva objetividad y fundacional de la historia de la fotografía como expresión artística autónoma. Si eres de aquellas personas que piensa que las grandes instituciones deben visitarse sí o sí, tienes que saber que el Museo Reina Sofía acoge este verano diversas exposiciones entre las que se encuentran Piedad y terror en Picasso. El camino a Guernica, una exposición que aborda la visión de Pablo Picasso sobre la guerra moderna y Lee Lozano: forzar la máquina, una muestra que pretende reflexionar sobre la pintura en relación con la energía. Asimismo, en el Museo Thyssen-Bornemisza podrá verse hasta el 15 de octubre Sonia Delaunay. Arte, diseño y moda, la primera monográfica en España de la artista. Por último, otra de las instituciones de referencia, el Centro de Arte Dos de Mayo (Móstoles) acoge hasta el 8 de octubre una muestra sobre Espacio P, un espacio independiente de arte que, durante la década de los 80 y 90, fue uno de los referentes de la autogestión artística en Madrid.

Otro posible destino de vacaciones sería la zona norte del país. Antes de llegar al Cantábrico propiamente puedes hacer una parada de rigor en León y, sin olvidarte de probar la cecina, visitar también el MUSAC. Estos meses de verano dicha institución acoge hasta cuatro muestras entre las que se encuentra Prosa del observatorio de Adriana Bustos, artista multidiscplinar interesada en las prácticas documentales y que reflexiona de forma crítica sobre aspectos como las migraciones o el tráfico de drogas. Si recorriendo el norte de la península el País Vasco está entre tus destinos debes saber que son hasta tres las citas que puedes tener allí con el arte contemporáneo. Por un lado la gran retrospectiva que el Museo Guggenheim de Bilbao dedica a Bill Viola, una muestra que ahonda en los tres ejes de reflexión de su obra: la espiritualidad, la historia del arte y la tecnología. A continuación, puedes visitar Vitoria y pasar por Artium, que hasta el 27 de agosto acoge Liliana Porter. Diálogos y Desobediencias, la primera retrospectiva de la artista en nuestro país que reúne cerca de 100 obras elaboradas entre 1969 y 2016. La tercera cita tendría lugar en el Museo San Telmo de San Sebastián, donde estos días pueden verse las fotografías de Louise Dahl-Wolfe, quien modernizó la fotografía de moda de su tiempo.

Barcelona se ha convertido, para lo bueno y para lo malo, en un importantísimo destino turístico. Si decides pasar tus vacaciones en esta gran ciudad mediterránea debes saber que su oferta expositiva es también de primer orden. La fotografía es una vez más la protagonista en verano, la sede que la Fundación Mapfre tiene en Barcelona acoge hasta el 10 de septiembre una muestra dedicada al fotógrafo Duane Michals, un artista muy especial al que más allá del interés por la imagen, le interesa escribir historias sobre las propias fotografías. En la Fundació Antoni Tapies puede verse la primera monográfica de Allan Sekula, cuya práctica fotográfica tiene mucha relación con el activismo, la literatura, las economías de acceso a las imágenes y el estatuto precario del artista. La tercera y última cita con la fotografía sería en Foto Colectania, donde puede visitarse una muestra dedicada a Weegee, uno de los cronistas más celebres del Nueva York de las décadas de los 30 y 40, que se dedicó especialmente a la fotografía de crímenes. Si no quieres perderte una gran muestra de pintura, tu recorrido por las exposiciones de Barcelona debe incluir una parada en la Virreina. Centre de la Imatge, donde hasta el 8 de octubre puede visitarse Léxico Familiar, una muestra dedicada a la artista Paula Rego, quien ha reflexionado mediante la pintura sobre la naturaleza humana con un constante interés en observar cómo las mujeres han organizado espacios de desobediencia histórica frente a los imaginarios culturales impuestos desde el patriarcado.

Otras exposiciones que no te puedes perder si tus vacaciones van a ser por distintos puntos cerca del mar Mediterráneo son Ciutat de Vacances en el Es Baluard (Palma de Mallorca), una muestra que reflexiona en torno al impacto del turismo y cómo este ha afectado a las identidades locales, la exposición dedicada a Robert Frank en el IVAM de Valencia, museo que también acoge una gran exposición dedicada a la abstracción con obras de más de 150 artistas y, por último y ya en tierras andaluzas, Bacon, Freud y La Escuela de Londres, una exposición que acoge el Museo Picasso Málaga hasta el 17 de septiembre en la que se pueden ver obras de Francis Bacon, Lucien Freud, Michael Andrews, Frank Auerbach, David Bomberg, WIlliam Coldstrean y Eugan Uglow.

Ya lo sabes, no tienes ninguna excusa para no pegarte un buen chapuzón artístico este verano sin ni siquiera cruzar la frontera.