El Centro de arte contemporáneo Lugi Pecci de Prato destaca por haber sido el primer museo dedicado a la creación contemporánea en Italia en contar con un edificio construido específicamente para albergar sus actividades. Para llevar a término el proyecto de ampliación del edificio original del arquitecto Italo Gamberini, se ha contado con el estudio holandés NIO architecten.
Para llevar a término esta expansión, se inició hace unos meses el proceso de selección de su director, para ello se convocó un concurso internacional cuyo resultado se acaba de dar a conocer. Será Fabio Cavallucci el encargado de poner en marcha la programación del centro en su próxima temporada. Anteriormente, Cavallucci dirigió la Galleria Civica di Trento y coordinó Manifesta 7, celebrada en el área del Trentino. Entre los artistas con los que ha trabajado se encuentran Maurizio Cattelan, Antony Gormley, Paul McCarthy, Santiago Sierra, Aernout Mik, Gillian Wearing, y Rirkrit Tiravanija. Entre los objetivos que el nuevo director se ha impuesto destaca la intención de trabajar sobre asuntos y temas que resulten fundamentales para la sociedad actual desde lo multidisciplinar. No será un centro dedicado a las artes plásticas, sino que en él tendrán cabida también la danza, el teatro, el cine, la arquitectura, la moda y el diseño. Cavallucci ha lanzado un mensaje: el centro estará dedicado al “arte que de nuevo esté cercano a la vida, que sea parte de ella”.