VÍDEO

Cuando se trata de uno de los símbolos del Arte del siglo XX, es casi imposible aportar algo nuevo. En este video Augustine Rodin, grabado en 1915, pasea por su casa, la que será después el museo dedicado a su figura, entre las esculturas que no duda en tallar y entre las que destaca El pensador (1880). Tras unos inicios complicados por la incompresión de su escultura impresionista e influenciado por la obra de Miguel Ángel, Rodin trabaja en Paris junto a Albert Ernest Carrier- Belleuse. El énfasis en la expresión y el naturalismo fueron las cosntantes en su trayectoria. Finalmente, fue en 1880 cuando adquirió relevancia con la creación de las puertas del Museo de Artes Decorativas de la capital francesa. Definitivamente fue la sensibilidad, belleza y delicadeza de El Beso (1886) la obra que le hizo ser considerado el gran escultor modernista del siglo XX.