La feria de arte contemporáneo de Buenos Aires, arteBA, abre sus puertas entre el 19 y el 22 de mayo para celebrar su 25 edición, un aniversario que quiere reforzar su apertura al arte internacional. Hay que recordar que Argentina es el país invitado en la próxima edición de ARCO, la feria de arte de Madrid, hecho que sin duda estará muy presente en esta edición de la feria de Buenos Aires. Algo que ya se nota con la presencia de estands de dos galerías españolas que nunca antes habían dado el salto hasta Buenos Aires: Alarcón y Criado de Sevilla y Moisés Pérez de Albéniz, de Madrid.

ArteBA es sin duda la feria de más larga existencia de Latinoamérica, pero sin embargo nunca ha sido considerada como la puerta a un mercado artístico potente. Hay dos razones que han causado esta situación cuanto menos curiosa: por un lado la oscilante economía argentina, con sus increíbles y arcaicos problemas de aduanas e impuestos para la carga extranjera, lo que ha hecho imposible por ejemplo la participación de libros y revistas de otros países, y penalizado la entrada de bienes culturales al país, además de las dificultades de sobra conocidas de un país con una capacidad adquisitiva muy menguada en los últimos años. Por otra parte a esta realidad de un mercado empobrecido se une la tendencia conservadora de los gustos, anclados en la pintura y en una cierta abstracción muy asentada en sus tradiciones estéticas. El equipo de la feria viene luchando desde hace años con estos dos hándicaps y parece que este es el momento en que arteBA puede encontrar las condiciones adecuadas para dar el gran salto. Porque no hay que olvidar que esta es la feria mejor organizada y mejor montada de todas las que se realizan en países latinoamericanos, que no es un simple negocio privado sino un proyecto cultural que incluye concursos, apoyos a jóvenes y conferencias y debates desde hace muchos años, y que es la feria con más visitantes del mundo, después de ARCO en España. Datos todos estos que hay que tener en cuenta a la hora de hablar de una feria muy desconocida en España, como un gran desconocido es también en España el arte más actual argentino, lleno de nombres y de obras que merecen ser mucho más conocidos y valorados al margen de modas y mercados. Y que esperamos que se puedan ver en Madrid el próximo año, haciendo valer esa idea que siempre tuvo ARCO de ser la puerta de entrada en Europa del arte de los países latinos.

(ArteBA, días 19, 20, 21 y 22 de mayo)