La Audiencia Provincial de Alicante ha sentenciado a favor del artista Arcadio Blasco en su demanda contra el Ayuntamiento de El Campello que infringió el derecho moral a la integridad de la obra del artista Monumento al pescador. Esta escultura pública consta de dos partes, proa y timón, pero las obras de regeneración en la playa de este pueblo, enterraron la proa y dejaron la escultura incompleta desvirtuando el sentido original del monumento en el que una parte debía surgir de la tierra y, otra, del mar. La condena de la sentencia obliga al Ayuntamiento a reparar la parte dañada de la escultura, a indemnizar al artista por perjuicios morales y a hacer pública en una publicación de tirada nacional, especializada, la sentencia.